¡Feliz Día del Diseño!

Hoy en el Día Mundial del Diseño, quisimos hacer algo innovador y acá, pero después de ver en el feed de Facebook todas las frases y diseños “originales”, pensamos que lo mejor que pudimos hacer es que nuestros diseñadores en Speed Wagon nos contaran sus malas experiencias mientras practicaban el bonito arte del diseño.  

Caro:

Fue un error de ortografía, iba a salir en el video de una diputada en su informe de gobierno. Nos dimos cuenta del error dos horas antes del informe. Yo estaba en un curso y antes de irme ya estaba lista toda la campaña, ya estaba el video que se iba a presentar con portadas y todo. La tipografía que tuve que usar era script y era ilegible y por un error de dedo puse m en lugar de n. Todo estaba mal y tuvimos que cambiar el video, volver a imprimir los discos y demás. En menos de una hora hicimos todos los cambios para el informe, fue un caos, mi jefe estaba fúrico y desde entonces soy super picky con la tipografía que uso.

Aranza:

Tenía que entregar unas invitaciones, iba super tarde en la fecha de entrega y eran muy artesanales, las tenia que imprimir con serigrafía y estaban super padres, pero tuve un error en las guías de corte, quedó desfasado el registro y no las pudieron cortar con máquina porque se cortaba parte del texto. Ya estaba super atrasada y todo se me juntó, no llegaba el papel, se atrasó el impresor, las tenía que entregar al día siguiente y me avisaron que no se podían cortar como a las 9 de la noche. No dormí toda la noche y mis roomies me hicieron el favor y con cutter y regla cortamos una por una, eran 200 invitaciones más los pases, nos dolieron mucho los dedos pero al final si pudimos entregarlos.

Vago:

Digamos que se me ocurrió hacer un post para mi página, y la subí como si nada, fue hace poco. Me empezaron a llegar mensajes y comentarios, de “¿qué te pasa?, eres una basura de persona”, y dije, pues ¿qué pasa?, incluso uno de los mensajes lo respondí con groserías. Empecé a investigar y hubo una inundación en Perú y la gente había perdido todo, yo no sabía la magnitud de lo que había hecho y tuve que borrar ese post. Es de los únicos que he quitado, pero fue algo culero para mi, tenía que estar al tanto de lo que pasa en otros lados. Me pasó incluso con los maestros de Oaxaca, puse un post del día de los maestros y me empezaron a tirar. Es de lo más culero que me ha pasado, debo a lo mejor tocar temas pero con más tacto.

Luis:

Lo más bizarro que me ha pasado como diseñador se resume en este tuit:

Nadie en ninguna profesión está exento de cagarla, es algo que pasa y se supera… pero hagan lo que hagan, no dejen de darle vida a las ideas. ¡Feliz día diseñadores!

Por qué Arnold es mi definición de hombre perfecto

Desde chiquita se me da lo intensa, el drama me sale bonito y tengo crushes y corazones rotos desde que entré al kinder y decidí que me gustaba un niño por sus zapatos con suela de estrellitas. Pero esto no acababa al salir de la escuela, continuaba en la tarde cuando veía caricaturas después de ver Ventaneando con mi abuelita.

Sinceramente, creo que esos crushes irreales eran más reales a pesar de que fueran animaciones, ya que técnicamente no eran guapos, no los podías tocar y no te sonreían o te mandaban cartitas. Te enamorabas de su personalidad y nada más, te caían mejor dependiendo de lo que hicieran en cada capítulo y tú jurabas que los conocías conforme pasaban las temporadas.

Desde que vi a Arnold en los 90s me encantó, me gustaba muchísimo su flow y la relación que llevaba con todos. Moría por llegar a cuarto grado, estar en el mismo año que Arnold y que pasara todo lo que pasa en Hey Arnold! cuando tienes 9 años. Me gustaba que fuera valiente al pelear contra bullies, era el mejor amigo de Gerald, siempre fue amable con todos los inquilinos, aprendió karate, le ayudó al Niño del Pórtico a dejarlo y al Hombre Paloma a volar. Escuchaba jazz y sabía bailar, se vistió de plátano, tenía un puerquito y siempre estaba bien peinado con su gorrita azul bebé.

 

Yo quería un niño así, que fuera líder, un revolucionario con sentido de la moda y extremadamente inteligente para su edad. No solo tenía personalidad, creo que todos estamos de acuerdo que Arnold tenía el departamento de soltero perfecto, privado y amplio, cool sería el adjetivo para describirlo, desde el sillón que aparece de la nada, los colores psicodélicos y hasta el techo de cristal con acceso directo a la azotea.

No juzgo a Helga para nada, sería muy hipócrita de mi parte que una loca juzgue a otra loca, culpo a Lila y a Ruth por no apreciar al cabeza de balón. Muchas quieren Johnny Bravos o Gokus y se vale, pero a mis 23 años creo que Arnold sigue siendo el hombre perfecto, el hombre que te ayuda a ver tus virtudes y defectos, el mejor amigo, alguien que siempre va a querer lo mejor para tí. Si bien puede que no sea el hombre ideal para todas las personas, creo que todos deberíamos de tener un Arnold en nuestra vida, una persona centrada y humilde, que no se deje llevar y que predique con el ejemplo. Haya o no haya sido tu crush, un Arnold en la vida no puede hacerle mal a nadie.